La misión Rosetta sigue viva

Recordemos que el modulo de aterrizaje Philae había tenido un accidentado descenso sobre el cometa 67P/Churyumov-Gerasimenko. Había tocado la superficie del mismo a demasiada velocidad y rebotado varias veces hasta caer al borde de un acantilado que le provocaba sombra y al no recibir los rayos solares los paneles de energía solar dejaron de funcionar. Se decidió entonces poner en hibernación el módulo con la esperanza que al acercarse el cometa al sol, dichos paneles empezaran a producir energía nuevamente.

Ahora y tras siete meses de hibernación los científicos de la ESA respiran aliviados. El módulo recibió luz solar y se ha despertado. Durante 85 segundos Philae logró enviar 300 paquetes de datos que han sido analizados por los equipos en el Centro de Control de Philae, en el Centro Aeroespacial Alemán (DLR).

También se pudo establecer que Philae tiene en su memoria más de ocho mil datos que no pudo enviar y que corresponden a investigaciones y ensayos realizados en el cometa.

A medida que se acerque al sol se espera que el módulo tenga constantemente sus baterías cargadas ya que actualmente se encuentra operable con 24 watios disponibles.

El acercamiento máximo al sol ocurrirá en agosto de 2015

Nuestra nota anterior sobre la misión:
http://www.todoelsistemasolar.com.ar/noticias/cometas/rosetta-llega-al-cometa-67p.html

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *